Explora Puerto Williams: la ciudad más austral del mundo

Explora Puerto Williams: la ciudad más austral del mundo

Aunque es considerada una ciudad, Puerto Williams, es la ciudad más austral del mundo, pero se parece más a un pequeño pueblo.

En la región más al sur de Sudamérica, el continente se rompe en un archipiélago de islas conocidas, como Tierra de Fuego. Dividida entre Chile y Argentina, esta región aislada y escasamente poblada alberga la ciudad más austral del mundo. Pero si bien Puerto Williams puede ser remoto, no está tan aislado del resto del mundo ni de sus problemas.

A menos de 1,000 kilómetros al norte de la Antártida, ubicado entre la escarpada cordillera Dientes de Navarino cubierta de nieve y la orilla sur del Canal Beagle, el asentamiento desolado y azotado por el viento de Puerto Williams se siente como el fin del mundo.

En línea recta, la capital chilena, Santiago, se encuentra a más de 2400 km al norte de Puerto Williams en la isla Navarino. Los únicos asentamientos humanos importantes al sur de la ciudad son Puerto Toro, un pequeño pueblo de pescadores que también es parte de la isla Navarino y las bases de investigación científica de la propia Antártida. No existen conexiones viales entre Puerto Williams y el resto de Tierra de Fuego, para llegar allí hay que volar o viajar en barco.

Canal Beagle
Canal Beagle

Vida en el extremo sur

Con una población de alrededor de 3,000 habitantes, solo un pequeño puñado de tiendas y pocos edificios de más de dos pisos de altura. Puerto Williams se ve y se siente como un pueblo pequeño, aunque también está equipado de una base naval y una pista de aterrizaje. Es el tipo de lugar donde los residentes dejan las llaves en sus autos y rara vez cierran las puertas de entrada a sus viviendas.

Sin embargo, en mayo de 2019, las autoridades chilenas la rediseñaron oficialmente como una “ciudad”, lo que le permitió reclamar el título de la ciudad más austral del Mundo que estaba en manos de su rival argentina, Ushuaia, que se encuentra en la orilla opuesta del Canal Beagle. alrededor de 16 km al norte. Aunque algunos sospechan que esto es poco más que una táctica de marketing, la esperanza es que esto ayude a impulsar el número de turistas cuando los viajes internacionales comiencen a recuperarse.

Incluso antes de esta situación mundial del COVID 19, pocos viajeros han llegado tan al sur. Aquellos que lo hicieron se sintieron atraídos en gran medida por la oportunidad de hacer una de las mejores caminatas de Sudamérica. El agotador pero gratificante Circuito Dientes de Navarino de 70 km. También los viajeros pueden hacer excursiones en barco a lo largo del Canal Beagle, un territorio privilegiado para avistar leones marinos, delfines, ballenas y pingüinos alrededor del Cabo de Hornos. La parte más austral del continente sudamericano.

Puerto Williams se ve y se siente como un pueblo pequeño
Puerto Williams se ve y se siente como un pueblo pequeño

Sin embargo, esta ciudad es un lugar increíblemente amigable en el que es fácil entablar conversaciones con los residentes en la calle. También en uno de sus pocos restaurantes rústicos, donde la centolla (cangrejo real) capturada localmente es el plato más destacado. Incluso el clima es menos severo de lo que muchos temen. Aunque los meses de invierno son terriblemente fríos, el verano corto es relativamente templado, con temperaturas máximas de 16 ° C o 17 ° C en enero y febrero.

Sin embargo, a pesar de su estatus de ciudad recién descubierta, Puerto Williams ha estado durante mucho tiempo al margen de la vida chilena. Chile es uno de los países más centralizados del mundo, todo está absolutamente centrado en su capital Santiago. En Santiago, si le preguntas a una persona en la calle por Puerto Williams, te dirá: ‘Ah, ¿Eso está cerca de la ciudad de Puerto Montt?’ que se encuentra a unos 1.400 km al norte de Puerto Williams. Para los chilenos, ese es el extremo sur.

La comunidad de Yaghan

Puerto Williams fue fundado como un lugar de avanzada militar en 1953. Lleva el nombre de John Williams Wilson, un comandante y político naval británico-chileno del siglo XIX. La mayoría de sus residentes son oficiales navales y sus familias. Y viven en hileras de casas idénticas encaladas con vallas de piquete, céspedes cuidadosamente recortados y 4 × 4 estacionados en el frente. Pero la ciudad también tiene una importante comunidad indígena.

Los pueblos indígenas han vivido en Tierra del Fuego durante más de 10,000 años. Pero fueron devastados por oleadas de colonos europeos a fines del siglo XIX y principios del XX. Muchos de ellos murieron de enfermedades infecciosas, como el sarampión y la viruela, traídas a la región por los colonos europeos. Mientras que muchos otros fueron asesinados por ganaderos y cazarrecompensas. Hoy en dia, solo quedan pequeñas comunidades.

La mayoría de sus residentes son oficiales navales y sus familias, que viven en hileras de casas idénticas encaladas
La mayoría de sus residentes son oficiales navales y sus familias, que viven en hileras de casas idénticas encaladas

Puerto Williams es el hogar de alrededor de 70 personas pertenecientes a la comunidad de Yaghan, miembros de lo que alguna vez fue uno de los grupos indígenas más grandes de Tierra de Fuego. La mayoría vive en Villa Ukika, una aldea cerca del centro de la ciudad. Su residente más destacada es Cristina Calderón, que ahora tiene más de 90 años y es conocida universalmente como la Abuela Cristina.

La comunidad tiene un presidente y una estructura de gobierno, pero Abuela Cristina es considerada la cabeza matrilineal. Ella es la figura de la abuela en toda la comunidad y una verdadera figura política, es como una reina.

Hasta hace poco, la comunidad de Yaghan era en gran parte “invisible” para las autoridades chilenas, pero esto ha ido cambiando lentamente. Los últimos años han visto una revitalización de las tradiciones culturales, y la comunidad organizó una campaña de alto perfil para evitar la apertura de una granja de salmón en el Canal Beagle. Fue la primera vez que los medios de comunicación nacionales en Chile cubrieron realmente los temas de la comunidad de Yaghan.

El Covid-19, sin embargo, es ahora una gran preocupación. Se han reportado casos en Puerto Williams, y para la comunidad de Yaghan, en particular, la pandemia es un eco aterrador de las enfermedades traídas por los colonos europeos hace casi 150 años. La comunidad tiene miedo de que este virus les afecte de la misma manera, como las otras enfermedades afectaron a sus antepasados.

El final del camino
El final del camino

El final del camino

Antes de la crisis de Covid-19, el interés en Puerto Williams crecía de manera constante. En los últimos años las autoridades chilenas han llevado a cabo proyectos de infraestructura, incluida la construcción de un muelle moderno, nuevas carreteras y un malecón elevado de madera con vista al Canal Beagle. El número de turistas que visitaba la región también iba en aumento, pero no demasiado, varios cruceros hacen escala en el Puerto durante la corta temporada de verano.

Aunque las conexiones de Puerto Williams con el resto de Chile y el resto del mundo seguirán creciendo en el futuro, para los viajeros intrépidos, es probable que la ciudad se sienta en los próximos años como estar en el fin del mundo.

DEJAR COMENTARIO